Blog

Multitasking: el enemigo #1 de la productividad

¿Conoces a gente que tiene la habilidad especial para hacer varias cosas a la vez?

Ya sabes, esas personas que hablan con los clientes mientras envían correos electrónicos o aquellas que hablan con sus compañeros de trabajo mientras terminan un reporte.

A esta tendencia le llamamos “multitasking” y seguramente la respuesta a la pregunta es si, todos conocemos a más de una persona que tiene esa “habilidad”, especialmente los típicos “gurús de productividad” que encuentras en el trabajo.

Pero la verdadera pregunta es ¿realmente están prestando toda su atención a esas tareas? Bueno, en realidad no.

El multitasking, multitarea en español, no es sinónimo de productividad. Como dice Steve Uzzell en “The One Thing”, “el multitasking es simplemente la oportunidad de arruinar más de una cosa a la vez”.

Es más, existen estudios e investigaciones que vinculan el multitasking con varios problemas críticos como mala salud mental, baja productividad entre otros. Sin embargo, a pesar de los hallazgos científicos, muchos aún cometen el error de pensar que el multitasking o realizar múltiples tareas a la vez es un facilitador del rendimiento y se esfuerzan en mejorar esta habilidad.

En este artículo utilizamos la ciencia y la investigación para refutar las habilidades del multitasking que tanto desean hoy las personas y compartimos algunos puntos de sabiduría para dirigirte en la dirección correcta.

automatizacion

¿Qué está mal con el Multitasking?

El internet está inundado con consejos y trucos para mejorar la habilidad de multitasking y supuestamente mejorar la productividad, pero esto no podría estar más lejos de la verdad. A continuación, te presentamos tres problemas claves del multitasking, respaldados por estudios recientes y datos duros:

Problema 1: Pierdes la visión de qué es lo más importante

Nuestros cerebros están diseñados para enfocarse en una cosa, por lo que bombardearlo con más información hará que trabaje más lento.

Como señala el neurocientífico de MIT Earl Miller, “cuando las personas creen que están realizando múltiples tareas, simplemente están cambiando de una tarea a otra rápidamente. Y cada vez que lo hacen, hay un costo cognitivo.”

Este cambio constante entre tareas desencadena una respuesta de dopamina en el cerebro, y esto te anima a seguir cambiando entre tareas para obtener esta sensación de gratificación instantánea. Al final, esto lleva a un ciclo de retroalimentación peligroso que te da la ilusión de que estas siendo muy productivo pero en realidad es lo que se conoce como “productividad falsa”; pues no has hecho mucho o al menos nada que requiera de un pensamiento crítico.

Productividad

Problema 2: Reduce tu eficiencia

Hacer demasiadas cosas a la vez divide tu atención y esto hace que sea fácil distraerse y perder el enfoque en completar una tarea. Además, realizar múltiples tareas a la vez hace que sea difícil recordar cosas, ya que tu cerebro está cambiando las funciones que conducen a la pérdida de eficiencia.

Finalmente, terminarás perdiendo tus objetivos y gastando más horas en el trabajo por la ineficiencia. No es sorprendente que el 65% de los representantes de ventas utilizan su tiempo en actividades que no generan ingresos y no alcanzan sus metas a pesar de “trabajar duro”.

Problema 3: Te sientes agotado

Nuestro cerebro no está diseñado para realizar múltiples tareas a la vez, por lo que obligarlo a aprender esta habilidad sólo le causará más daño que bien.

De hecho, un estudio realizado por la Universidad de Stanford reveló que las personas que realizan múltiples tareas experimentan caídas significativas en el coeficiente intelectual similares a las que se presentan al perder una noche de sueño. No sorprende que el multitasking aumenta la producción de cortisol, una hormona que causa estrés; después de todo estarás trabajando incansablemente, cometiendo más errores de lo normal y tardando más en completar tareas.

Existen muchos estudios adicionales que han expuesto los efectos nocivos del multitasking, pero todos estos estudios señalan un hecho: el multitasking es una ética de trabajo terrible que hace más daño que bien y debe detenerse de inmediato.

Lo que nos lleva al siguiente punto…

productividad y automatizacion

Cómo detener el multitasking: mejores prácticas de equipos hiper productivos

En teoría, el multitasking te permite hacer mucho más a la vez, pero la realidad es que esto no es más que un espejismo de productividad. Además, vivimos en un mundo lleno de distracciones, especialmente considerando la tecnología y redes sociales, que hacen difícil concentrarnos en una cosa a la vez.

Pero los fundamentos del cerebro humano se mantienen firmes. De hecho, es mejor que te concentres 100% en completar una sola tarea que estar en todas partes al mismo tiempo. Entonces, ¿cómo se puede evitar distracciones y ser más productivos en el lugar de trabajo?

No hay una solución única para la productividad, pero un buen lugar para comenzar es conocer las prioridades y tener en cuenta qué es más importante.

Estrategia 1: Administra el trabajo por semana

La idea es que una vez que organices tu carga de trabajo, tendrás todo listo y pasarás más tiempo haciendo en vez de pensando qué harás después.

Puedes utilizar herramientas que te ayudan a mejorar tu productividad y a organizar tu trabajo.

partners de monday

Estrategia 2: Crea un ambiente libre de distracciones

Las distracciones son terribles cuando intentas enfocarte ya que te pierden de tu objetivo.

Por esta razón, es esencial crear un entorno libre de distracciones y de interrupciones potenciales.

Aquí hay algunas maneras prácticas para ayudarte a crear un entorno libre de distracciones:

  • Realiza una auditoría de tu comportamiento para encontrar qué desencadena tus distracciones (piensa: emails, redes sociales, compañeros de trabajo, etc.)
  • Una vez que encuentres la raíz del problema, elimínalo de tu espacio de trabajo. Por ejemplo, utiliza apps de productividad para bloquear cualquier red social durante horarios de trabajo.
  • Encuentra un lugar tranquilo y silencioso para trabajar.

monday.com

El secreto de la productividad: no realizar múltiples tareas

Ser más productivo no es mejorar tu capacidad para realizar múltiples tareas. Al contrario, es la capacidad de organizar mejor tu tiempo de una manera que te permita concentrarte en lo que más importa.

Pero no esperes llegar a ese nivel óptimo de productividad de la noche a la mañana. La productividad es un proceso continuo que tomará algo de tiempo y esfuerzo. La clave es constantemente mejorar la estrategia hasta que se adapte a ti.

Planifica, organiza y sigue los resultados de tu empresa de manera eficiente

Consigue un mejor rendimiento corporativo, ofreciendo a tu equipo trabajar de manera más eficiente y siguiendo el progreso de tus proyectos de forma rápida y fácil con Monday.com, una plataforma usada por 350,000 personas, de 76 países, en 40,000 equipos. ¿Cómo hacerlo? Nosotros te ayudamos, somos una empresa partner para Centroamérica y México. 

Si deseas conocer e implementar las últimas tendencias en gestión de proyectos haz clic en el botón: 

Contáctanos

 

 

 

Topics: monday.com multitasking productividad y automatizacion